« Back to home

El último nuevo despertar

Posted on

El reloj se detuvo exactamente a la medianoche, y ante mí apareció la visión de un niño con la mirada perdida, vacía.

Miré alrededor y pude ver que el mundo completo se había detenido, excepto por aquel niño y yo. Creí reconocer este momento que había ocurrido tantas veces antes, aunque nunca se había sincronizado con el fin de un año solar.

El niño se acercó a mí y con una voz fría expresó:

- No puedes seguir haciendo esto, no puedes sólo reconstruirte una nueva vida cada vez que lo quieras. -

- No te preocupes, será la última vez. - dije, y tome su cabeza con mi mano derecha, mientras ambos cerrábamos nuestros ojos.

Sentí la energía arremolinarse dentro de mí, y fluir por todo mi cuerpo; y después, viajando por mi brazo, llegar a el niño y adentrarse en él.

Unos sentimientos renovados, el conocimiento, la sabiduría (con sus respectivas memorias) y un grupo de esperanzas que casi estaban perdidas me abandonaron y habitaron el cuerpo de aquel niño.

Al abrir los ojos, el niño había crecido. Tenia mi apariencia, y sus ojos ya no estaban perdidos; pues ahora brillaban con ilusión.

- Duerme ahora, junto a las otras vidas pasadas. Y descansa, que yo me encargaré de hacer del año por venir, una nueva y mejor vida para nosotros y para quién ha logrado la hazaña de despertar nuestro corazón nuevamente. - dijo, con voz profética.

Me sentía un tanto vacío, no entendía exactamente que me quería decir pero obedecí y caí dormido. Y en sueños sentí como me convertía en una minúscula partícula y era consumido y almacenado en un sitio más allá de la vida, junto a los que estuvieron antes de mí y que ahora duermen para no torturarse más.

Todos los que habitamos este lugar hemos cargado con la misma esperanza, las mismas ilusiones y sueños a través del tiempo. Pero cada uno ha tenido que aprender duras lecciones que no nos han permitido seguir afuera dirigiendo al cuerpo que la madre Gaia nos ha dado. Y en su lugar, nos hemos refugiado aquí, en la Región Oscura del Corazón, mientras un nuevo "nosotros", tan limpio de dolores y de temores como nos ha sido posible crearlo, luchará por cumplir nuestro Destino y algún día despertarnos y unificarnos en un único y pacífico "nosotros".

Pero sólo una última vez, bajo la señal de la Noche Hermosa.

Comments

comments powered by Disqus